Archive for Mayo 7th, 2008

Las elecciones primarias de ayer

Miércoles, Mayo 7th, 2008

Tal como se esperaba -y yo lo anuncié-, en las dos elecciones primarias que se celebraron ayer en los estados de Indiana y Carolina del Norte, Estados Unidos de América, el resultado fue que la primera la ganó por muy pequeño margen la senadora por Nueva York Hillary Rodham Clinton y la segunda la ganó por una respetable mayoría el senador afroamericano por Illinois Barack Hussein Obama. Pero no fue exactamente como se esperaba -y se anunció-, porque se creía que Obama tendría un pequeño margen de ventaja en Carolina del Norte, pero obtuvo 890,695 votos, equivalentes al 56% de los votantes registrados, mientras que la senadora Clinton obtuvo 657,920 votos, equivalentes al 42%, o sea que hubo una respetable diferencia de 232,775 votos; mientras que en Indiana la senadora Clinton obtuvo 638,274 votos, equivalentes al 51% y el senador Obama 615,862 votos, equivalentes al 49%, o sea se dio una pequeña diferencia de 22,412 votos, equivalentes a un 2%.

El senador Barack Obama con su esposa Michelle, feliz de su triunfo este martes en Carolina del Norte y del número de votos que obtuvo en Indiana.
Es más, en el transcurso de la última hora se produjo un suspenso digno de Alfred Hitchcock mientras se esperaba el resultado del conteo de los votos en las regiones de Gary y Lake County, en Indiana, donde hay una numerosa población negra, porque hubo un largo rato en el que se llegó a creer que había la posibilidad de que al final fuese Obama el ganador en ambas elecciones primarias, con lo cual habría asegurado su candidatura presidencial en la Convención Nacional del partido Demócrata.
Al darse a conocer el resultado, Obama fue el primero de los candidatos que hizo uso de la palabra y pronunció un discurso impactante que leyó en los tres telepromters que siempre emplea para que parezca que está improvisando.
En una de las partes centrales de su discurso dijo: ?Esta vez intentamos marchar hacia adelante como un sólido y unido partido Demócrata, porque todos estamos de acuerdo en que este momento es decisivo en la Historia porque nos encontramos metidos en dos guerras, la economía está en problemas, el planeta está en peligro y parece que el sueño americano se está alejando para demasiados americanos, y ya no podemos permitirnos dar una oportunidad a John McCain para que sirva un tercer período de George Bush, y se necesita un cambio?.
Una hora después de que habló Obama, y cuando todavía no se había cerrado el conteo oficial en Indiana, hizo su aparición en el estrado la senadora Clinton, acompañada de su esposo, el ex presidente William Clinton, y de su hija Chelsea, y pronunció un discurso mucho menos impactante en el cual dijo, entre otras cosas: ?Esta noche hemos venido desde atrás y hemos roto el empate y gracias a ustedes vamos a toda velocidad hacia la Casa Blanca?. Pero hubo otras señales de que ella y sus asesores reconocen las pocas posibilidades que tiene, por su semblante y el de sus acompañantes, que no demostraba que estaban muy felices que digamos y cuando ella pidió a sus partidarios que fuesen inmediatamente a su sitio web -Hillaryclinton.com- para hacer una contribución que permita continuar su campaña contra su rival que goza de una considerable ventaja financiera. Lo dijo como si fuese un correo electrónico dirigido a sus seguidores solicitándoles ayuda de dinero. Mientras tanto, atrás de ella se veía el rostro muy enrojecido y un tanto compungido de su esposo, el expresidente Clinton. Y, como Obama, hizo votos por la unidad del partido sin importar quién será el candidato. ?No importa lo que pase, trabajaré por quien sea postulado, porque necesitamos ganar en noviembre?, dijo.
El resultado de ayer se produjo después del mes más difícil de la campaña para Obama. Por el resultado de la primaria de Pensilvania, hace dos semanas, parecía que la senadora Clinton estaba triunfante y que la posición de Obama era muy peligrosa por causa de los sermones de su ex pastor el reverendo Jeremias Wright Jr., quien realizó una gira de relaciones públicas para aclarar algunas de sus más controvertidas declaraciones. Y finalmente, una semana antes de las elecciones primarias de Indiana y Carolina del Norte, Obama logró hacer un enfático rompimiento con Wright. Aproximadamente una tercera parte de los votantes en ambos estados expresaron con su voto que la situación con Wright era importante para ellos, pero casi ese mismo porcentaje manifestó que no le da importancia a la situación con Wright y decidieron apoyar a Obama.
La economía fue el tema predominante en ambos estados. Seis de cada 10 votantes de cada estado demostró que ésta es la situación más importante que tiene que resolverse.
En Carolina del Norte los preocupados por la situación económica apoyaron al senador Obama y en Indiana votaron por la senadora Clinton.
En Carolina del Norte los votantes hicieron a un lado un esfuerzo de corte populista de la senadora Clinton al ofrecer suspender el impuesto federal a la gasolina, lo que Obama calificó como una típica estrategia de los políticos de Washington.
En Indiana, la senadora Clinton participó en la elección primaria con un fuerte apoyo de los votantes de raza blanca, particularmente los de la clase trabajadora, que fueron el objetivo de ambos candidatos, de los cuales Obama tenía la ventaja de la proximidad a Chicago, mientras que la senadora Clinton buscó el apoyo de los más conservadores del sur de Indiana y obtuvo su voto, pero Obama obtuvo el voto mayoritario de las poblaciones donde hay centros educativos y de la ciudad de Indianápolis.
Los resultados en Indiana y Carolina del Norte siguieron el mismo patrón de las elecciones anteriores entre Obama y Clinton. Mientras en ambos estados ella conquistó los votos de las mujeres de raza blanca, Obama conquistó los votos de los varones en Carolina del Norte y los compartió en Indiana con su contendiente. Obama obtuvo los votos de los jóvenes y Clinton los de los blancos; finalmente, Obama ganó los votos de los de raza negra y Clinton los de raza blanca.
Ayer se jugó el voto de 187 delegados -115 de Carolina del Norte y 72 de Indiana, lo cual hizo que fuese la tercera elección en importancia de la larga campaña electoral en términos de delegados. Ahora falta competir por los otros 217 delegados comprometidos en las siguientes seis elecciones primarias que se celebrarán de aquí al 3 de junio en los estados de West Virginia, Kentucky, Oregón, Montana y Dakota del Sur y en el territorio libre asociado? de Puerto Rico.
Mientras Obama comenzó el día de ayer con 1,745 delegados, Clinton tenía 1,608 delegados. Incluídos en ese conteo están los ?superdelegados?, que son oficiales electos y dirigentes del partido a quienes automáticamente se les concede un voto en la Convención Nacional del partido que se celebrará en Denver; y de esos superdelegados Obama tenía 270 y Clinton 255. Según los conteos de los medios de comunicación, falta definir el voto de cerca de otros 270 superdelegados. Pero lo crítico es que ninguno de los dos contendientes podrá llegar a sumar los 2,025 delegados que se necesitan para llegar a ser el candidato y según los resultados de las elecciones primarias que ha habido se cree que Obama lleva ventaja a Clinton tanto en el número de votos populares como de superdelegados, pero todavía no llega a sumar al número que necesita.

La senadora Hillary Clinton acompañada de su esposo el ex presidente William Clinton y de su hija Chelsea.
La campaña de la senadora Clinton hace que se plantee la pregunta qué pasará con los 336 delegados de Michigan y la Florida, porque no han sido contados por haber violado las reglas del juego del partido al establecer las fechas para sus primarias. Los partidarios de la senadora Clinton insisten en que deben tomarse en cuenta a ambas delegaciones, y si eso sucede se necesitará un total de 2,209 delegados para ganar la postulación.
El próximo 31 de mayo se reunirá el Comité de Reglas de la Convención Nacional para escuchar los alegatos de Michigan y la Florida y tomará las medidas que considere pertinentes para una solución. Aunque el chairman del partido Demócrata, Howard Dean, ha dicho que su propósito es dar posesión a ambas delegaciones, todavía no está claro cuál será el papel que tendrán en la postulación del candidato del partido. Es probable que a finales de junio pase el caso al Comité de Credenciales de la Convención Nacional. La senadora Clinton ha venido diciendo reiteradamente sobre este tema que son 50 y no 48 los estados que integran la Federación Americana, y durante una visita que hizo a la pista de carreras de automóviles de Indianápolis preguntó si al final va a ser 2025 o 2,209 el número de delegados que necesitará quien sea designado candidato del partido Demócrata, y concluyó diciendo: ?¡Yo creo que son 50 estados y deben ser 2,209 los delegados!?.
Obama comenzó ayer el día en Indiana y más tarde voló a Carolina del Norte para esperar los resultados en ambos estados. Refiriéndose a la crítica situación económica que se ha catalogado como una recesión, Obama declaró: ?Esta economía no sólo compromete nuestro bienestar económico, sino ofende los valores más básicos que ha hecho de este país lo que es: la idea que América es el lugar en el que se pueden lograr los propósitos si se intentan, que no importa con cuánto dinero se comienza y no importa de dónde viene ni quiénes son sus padres, hay la oportunidad de alcanzar un propósito cuando se trabaja para ello?.