Archive for Septiembre, 2016

MISCELÁNEA DEL 27/09/16

Martes, Septiembre 27th, 2016

1.- Algunos de los mensajes recibidos

A raíz de haber vuelto a publicar este blog, tuve la satisfacción y el agrado de recibir numerosos mensajes por diferentes medios. Algunos de los cuales recibí en mi correo electrónico que es Correo@jorgepalmieri.com

Dr. Iván Guzmán E.
Gracias por volver, bendiciones.

eduardo giono
estaré pendiente de tus publicaciones. Saludos.

Lilia de Valdés
Don Jorge, ni se imagina la alegría de volver a leer sus comentarios. Me alegra mucho que esté repuesto de esa depresión y no se diga más, a seguir  entreteniéndonos con sus letras. Ánimo Don Jorge y bienvenido. En hora buena!

José Rizzo
Saludos señor Palmieri: Bienvenido al mundo de las noticias.

Stuardo Meneses
Bienvenido

Carlo Vinicio Mazariegos
Excelente ya nos hacía falta. Un cordial saludo

CONTROLES INDUSTRIALES Y MANTENIMIENTO S.A.
Gracias por enviar de nuevo sus artículos

Hugo Castillo
Buenos días Lic. Palmieri.  Sólo pasaba a saludarlo y felicitarlo por su retorno a este medio escrito. Extrañaba su columna y me hacía falta leerla. Lo insto a que siga adelante y diciendo las cosas como siempre las ha dicho. Déle duro a ese cuerudo de Zamora, ya decía yo que algo raro había en ese señor que se vende al mejor postor. Que Dios lo siga bendiciendo y protegiendo. Saludos de este humilde lector desde el exilio. Esperaré con ansias su próxima publicación. Feliz día.

sydney shaw
Don Jorge se me alegró el día al ver su correo. Me gusta mucho leerlo. Espero el próximo artículo. Saludos y feliz día.

UCS – Guatemala
Felicitaciones, que bueno ver que volvió a la palestra. Saludos.

Leonel Aldana Velásquez
Buenos días señor Jorge Palmieri. Qué excelente saber nuevamente de su persona y de su valioso aporte a nuestra patria. Bien merecidas esas vacaciones. Saludos cordiales

Mercedes Lopez
Que emoción recibir nuevamente sus palabras estimado Sr, Palmieri y que triste saber el motivo de su silencio. Hay tanta porquería que se mueve en nuestra amada Guatemala, que no sabe uno por donde se puede parar. Mis respetos para usted y que Dios lo proteja y bendiga siempre. Un abrazo cordial

asphalts@hotmail.com
Excelente. Ya me hacía falta. Saludos y bienvenidos sus escritos. Saludos.

Carlos Alfonso López alonzo
Don Jorge: que bueno que regresó, los que lo leemos lo extrañamos, así que bienvenido.

Marco Tulio Gómez. A. Felicitaciones Don Jorge! Que agradable tener nuevamente sus comentarios  de un periodismo diferente. Atentamente

F. Maza.
Nos alegramos.
Zu Befehl!

Que alegría leerte, no solo porque uno se enriquece con tu prosa, sino porque siento que para ti escribir es mucho mas que estar vivo, te mando un fuerte abrazo
Ramón Enrique Moreno

Adelante Jorge. ¡En hora buena! Su ausencia se hacía sentir. Con el aprecio de quien mucho lo estima.

Gabriel Orellana

Muy feliz de poder leerte y seguir aprendiendo de tu amplio, basto y profundo conocimiento de la (terrible) situación de Guatemala!!! Un fuerte abrazo,

Eduardo Cofiño

Bienvenido Jorge!  Qué alegría leerte nuevamente!  Un abrazo!

María Isabel Maldonado Estrada

Mi respuesta colectiva a todos estos amables lectores es: ¡Muchas gracias!

2.- Hechos del gobierno de Jimmy Morales-Jafeth Cabrera

Para poder referirnos adecuadamente a la crítica situación por la cual atraviesa el actual gobierno de la República hay que comenzar por recordar que el binomio integrado por el actor comediante, escritor, productor y director de la serie televisiva “Moralejas”, graduado en Administrador de Empresas Jimmy Morales Cabrera, ahora dedicado a la actividad política, aunque es evidente que, lamentablemente, es neófito en la materia, y el doctor Jafeth Cabrera Franco,  otro que es neófito en política, ganaron sorpresivamente las últimas elecciones presidenciales no porque la mayoría de los votantes reconociera en ellos una ideología política determinada, o una capacidad política superior a la de los otros candidatos, ni porque tuviese un plan de gobierno interesante (porque no lo tuvieron), ni por su simpatía personal y su demostrada experiencia, porque no pusieron de manifiesto ni lo primero ni lo segundo. La verdad es que la inmensa mayoría de los dos millones de electores votamos por ellos con el propósito de descalificar a los demás contendientes: principalmente al candidato populista que se creía que iba a ganar las elecciones y llegar a la presidencia, según todos los sondeos de opinión, el doctor en leyes Manuel Baldizón Méndez, empresario hotelero y político, ex diputado electo por el partido UNE, fundador y Secretario General del partido denominado Libertad Democrática Renovada (LIDER), y en la segunda vuelta electoral le ganó con aplastante mayoría a su única contendiente, la máxima dirigente y candidata del partido Unidad Nacional de la Esperanza (UNE), Sandra Torres Casanova, ex primera dama de la nación y gobernante de facto durante el tiempo que fue esposa del 47º Presidente Constitucional de la República, ingeniero Álvaro Colom Caballeros, de triste recordación.

Según los datos del Tribunal Supremo Electoral (TSE), los resultados de la elección fueron los siguientes:

img-20160925-wa0008

img-20160925-wa0009

img-20160925-wa0010De hecho, no había ninguna razón para creer que el comediante, escritor, productor y director del programa de televisión titulado Moralejas y Administrador de Empresas con estudios de post grado en Ciencias Políticas, Jimmy Morales Cabrera, y el doctor Jafeth Cabrera, ex Rector de la Universidad Autónoma de San Carlos (USAC) iban a ganar las elecciones y serían electos Presidente y Vicepresidente de la República para el período 2016-2020. El único político que me lo pronosticó con mucha anticipación fue el ex dirigente del desaparecido partido político Democracia Cristiana Guatemalteca (DCG), mi estimado amigo Alfonso Cabrera Hidalgo. Cuando me lo dijo yo no podía creerlo y le pregunté: “¿Cómo podés asegurarme eso a pesar de tu larga experiencia política? A lo que él me contestó tranquilamente: “Porque es el que quiere que gane el gobierno de Estados Unidos”. En efecto, hay que reconocer que en la segunda vuelta electoral ese binomio sacó una aplastante ventaja a su única contendiente, Sandra Torres Casanova, por el hecho de ser una mujer tan “mal cayente” y porque su candidato a vicepresidente era el licenciado Mario Leal, un adinerado empresario agricultor, gran productor de azúcar y propietario de Cayalá, que hasta poco antes había sido uno de los secretarios del depuesto presidente de la República, general retirado Otto Pérez Molina. Por lo cual no merecía confianza.

Pero el simple hecho de haber sido electos por una mayoría de votantes para desempeñar esas importantes responsabilidades no significa que estaban debidamente preparados para ejercerlos adecuadamente. Porque para ello debían de tener suficiente experiencia política. Y ellos no la habían tenido. Y esa experiencia no se compra en un supermercado.

Por eso no se podía asegurar que este binomio tenía la capacidad para gobernar el país. Por el contrario, ya se sabía que no tenían experiencia política, ni programa de gobierno, ni un equipo de colaboradores adecuado. Porque ninguno de los dos tenía la menor experiencia política. De hecho, se les eligió precisamente por ello, por no ser políticos, lo cual fue un grave error. Porque por aquellos días los guatemaltecos repudiábamos a todos los políticos por las malas experiencias que la mayoría de estos habían dejado tras de sí, sobre todo después del gobierno del general retirado Otto Pérez Molina y la señora Roxana Baldetti Elías, postulados por el partido mal llamado “Patriota”. Ambos actualmente en la cárcel preventiva por estar acusados de numerosos actos de corrupción.

El dilema electoral era sumamente difícil, porque una parte de la población repudiaba a los militares debido a la larga mala experiencia que tuvimos cuando estos gobernaron autoritariamente el país durante muchísimo tiempo. Hasta que el último Jefe de Gobierno de facto, general Óscar Humberto Mejía Víctores, decidió que los militares deberían dejar de gobernar el país para que lo gobernaran los civiles y así fue como el licenciado Marco Vinicio Cerezo Arévalo, candidato de la DCG, ganó las elecciones y gobernó el país a partir de 1985. Pero conste que esa era la intención del depuesto presidente general Romeo Lucas García, quien siempre quiso que le sucediera un civil y de tendencia ideológica izquierdista. Y su candidato iba a ser el licenciado Manuel Colom Argueta, popular ex Alcalde Metropolitano, de ideología Social Demócrata. Pero Manuel Colom Argueta fue asesinado mientras conducía automóvil en una calle de la zona 9 de la capital por órdenes del general David Cancinos, Jefe del Estado Mayor del Ejército, porque tenía ambiciones presidenciales y sabía que si Colom Argueta participaba en las elecciones nadie le iba a poder ganar porque era sumamente popular por revolucionario, competente y carismático. Pocos días después, el general Cancinos fue asesinado en una emboscada que le tendieron las fuerzas guerrilleras en las cercanías del gimnasio nacional Teodoro Palacios Flores.

Sin embargo, a estas alturas habría que arrepentirse de que los militares hayan decidido dejar que los civiles gobernasen el país, porque -¡aunque nos duela reconocerlo!-, los ellos no fueron tan ineptos y corruptos como han sido los civiles. Y rechazábamos a todos los políticos en general por los casos de algunos políticos que demostraron cuán ineptos y corruptos podían ser. De ahí la pésima experiencia que sufrimos por los gobiernos civiles que tuvimos a partir de 1985 y, sobre todo, durante el período del partido político mal llamado “Patriota”, que resultó ser un grupo de incompetentes y rateros, nos hizo rechazar a todos los políticos en general. Lo cual no es sensato, porque hay que comprender que, como dice el dicho popular, “zapatero a tus zapatos”, porque es necesario ser político y tener experiencia en la actividad política para desempeñar adecuadamente una función política. Lo que pasa es que esos mal llamados políticos tomaron el gobierno como un botín. Y desde entonces la mayoría de quienes participaron en la vida política se han dedicado a ver qué se pueden robar a toda velocidad mientras son funcionarios. Como el desafortunado caso de la ex vicepresidenta Roxana Baldetti Elías, que supuestamente era quien iba a fiscalizar la lucha contra la corrupción, pero a diferencia de lo que prometió, en una entrevista televisiva que le hizo Julio Ligorría Carballido en el programa “Destino 2011” transmitido por canal Antigua, no ha salido del gobierno con la frente en alto “para satisfacción de sus dos hijos”, como dijo, sino todo lo contrario, ha salido de la vicepresidencia de la república de lo más desprestigiada y probablemente pasará muchos años en la cárcel.

Les invito a recordar dicha entrevista histórica:

Imagen de previsualización de YouTube

Volviendo al gobierno que preside Jimmy Morales Cabrera durante los ocho meses que lleva en el poder y por sus actuaciones ya hay algunos desesperados que están deseando –y algunos hasta pidiendo– que presente su renuncia. Lo cual tampoco es aconsejable en una incipiente democracia, por más que el país está bajo la tutela del gobierno de los Estados Unidos de América, que hace los esfuerzos que sean necesarios para respaldarle y apoyarle por medio de su embajada en nuestro país, a cargo del impertinente afroamericano Todd Robinson, quien afortunadamente parece que ya entendió que no debe inmiscuirse abiertamente en los asuntos internos de Guatemala. Por otra parte, se sabe que pronto dejará ese cargo para integrarse al Departamento de Estado de Washington D.C. y será sustituido por otro embajador afroamericano que actualmente se encuentra en Perú.

Ante las actuales circunstancias, creo necesario sugerir que en vez de que se le meta zancadilla y se les pida que renuncien, se les apoye en lo que pueda ser posible para que pueda tener éxito su gobierno, porque si ellos fracasan todo el país va a pagar las consecuencias. De hecho, el país ya está sufriendo consecuencias con la economía deteriorada y prácticamente parada. Sin embargo, tal parece que los señores Jimmy Morales y Jafeth Cabrera hacen esfuerzos porque se les critique y haya algunos que desean que renuncien de los altos cargos para los cuales fueron electos por aplastante mayoría. Pero eso no debería hacerse porque, como bien dijo la periodista Ileana Alamilla, actual presidenta de la Asociación de Periodistas de Guatemala (APG) y columnista del diario Prensa Libre en su columna titulada “Porosidad en el Gobierno” y el subtítulo “La inestabilidad nos perjudica a todos”, publicada el sábado pasado, si cambiamos reiteradamente de presidentes vamos a terminar como la ficticia República de Los Cocos, refiriéndose al país imaginario del cual era embajador el inmortal cómico mexicano Mario Moreno “Cantinflas” en su película Su Excelencia. Lamentablemente, el presidente Morales ya ha dado suficientes pruebas de que tiene mal carácter y no sabe controlar su temperamento, por lo que ha cometido varios desafortunados exabruptos. El más reciente exabrupto presidencial fue en su encuentro con representantes de los medios de comunicación, el cual concluyó cuando dijo que en su gobierno se han terminado las “fafas”, porque los representantes de los medios estaban reclamando el pago de las pautas atrasadas desde los gobiernos anteriores.

En primer lugar, el presidente Morales debería saber que las llamadas “fafas” no son prohibidas por la ley, ni constituyen un delito, aunque son contrarias a la ética periodística. Además, no debió de haber generalizado, porque no todos los periodistas hacen “fafas” ni, mucho menos, la hacen todos los medios de comunicación. Pero me han contado confidencialmente que cuando los representantes de los medios exigieron que les pague la deuda contraída antes de este gobierno, él les contestó que su gobierno heredó un país en quiebra y carece de fondos para hacer esos pagos y les preguntó. “¿A qué ministerios quieren que recorte sus presupuestos? ¿Al ministerio de Salud… al ministerio de Educación? Me han dicho que entonces uno de los representantes de los medios le amenazó con que si no paga las deudas le van a atacar. Por lo cual el presidente Morales, visiblemente indignado por lo que consideró una amenaza chantajista, se enojó y dio por terminada la reunión. No obstante, pocos minutos más tarde se puso a bailar “punta” en el Palacio Nacional de la Cultura con algunas mujeres de Livingston, de la raza antillana Xinca.

No contento con eso, antes de marcharse a Nueva York para hablar ante la Asamblea General de las Naciones Unidas y después reunirse con sus colegas de los demás países de Centroamérica con el vicepresidente Joe Biden, después reunirse con miembros de la comunidad guatemalteca en el área de Nueva York y por último asistir a la firma de la paz en Cartagena de Indias, Colombia, pero antes dejó firmado un desafortunado decreto en el que, entre otras cosas, suspendía algunas libertades constitucionales, como las de libertad de prensa y las libertades de reuniones y de locomoción porque se temía que pudiese ocurrr una tragedia por las constantes lluvias. Aunque su intención haya sido buena, por si acaso se llegaba a producir una tragedia, la estúpida medida tomada en Junta de Gabinete y firmada por todos los ministros fue sumamente criticada. Es lamentable de nuevo demuestre que no tiene buenos consejeros, ni siquiera legales, como debería serlo por ley su Secretario General, o que si los tiene él no les escuche. Por fortuna, el Vicepresidente Jafeth Cabrera, quien había quedado encargado de la presidencia durante la ausencia del Presidente Morales, recibió tantas protestas a través de los medios de comunicación social y de las redes, y escuchó unos buenos consejos, y al día siguiente dejó sin efecto el decreto. Con lo cual hizo muy bien y le felicito. Porque es de humanos errar pero de sabios rectificar.

guatemala-drogas_spanxubm101El comediante y Administrador de Empresas Jimmy Morales, presidente de la  República de Guatemala, hablando ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, donde pronunció un discurso insustancial a pesar de que tenía un teleprompter, como puede verse en esta foto.

fb_img_1474906259237Otro aspecto del momento en el que presidente de Guatemala, Jimmy Morales Cabrera, pronunciaba su discurso en la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU).

En la sesión plenaria de la Asamblea de la Organización de Naciones Unidas (ONU), el presidente Morales pronunció un discurso calificado de insustancial, sin ninguna trascendencia, a pesar de que le acompañó en el viaje el Canciller de la República, licenciado Carlos Raúl Morales, quien por ser diplomático de carrera y una persona inteligente, pudo haberle preparado un buen discurso. Pero fue obvio que no lo hizo porque lo que habló el Jimmy Morales fue paja sin ninguna importancia, por más que sí se refirió a la crisis fronteriza con Belice.

img-20160925-wa0023El presidente Jimmy Morales entre el Canciller Carlos Raúl Morales y el Vice Canciller Carlos Ramiro Martínez con sus acompañantes se reunieron con la comunidad guatemalteca residente en el área de Nueva York.

Después se reunió con un buen grupo de compatriotas residentes en el área de Nueva York, en la que tampoco dijo nada digno de un Presidente Constitucional de la República. En el discurso que pronunció ante la concurrencia, se equivocó al mencionar las ciudades y los estados de la Unión Americana donde hay consulados de Guatemala, y para tratar de justificarse agregó que él sabe de geografía de Guatemala, pero no sabe de la geografía de los Estados Unidos.

Luego se dirigió a Washington, D.C. para sostener una reunión con el Vicepresidente de Estados Unidos de América, Joe Biden con los presidentes de El Salvador y Honduras con el presidente del Banco de Integración Económica (BID) sobre el “Plan para la Prosperidad” con los tres países del triángulo norte de Centroamérica.

29845947206_25c63d62a8_b-700x357Después, el presidente Jimmy Morales se reunió con el vicepresidente de Estados Unidos de América, Joe Biden, el presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) Luis Alberto Moreno, y los presidentes de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén, y de Honduras, Juan Orlando Hernández.

Por último, voló a Cartagena de Indias, Colombia, para formar parte del grupo de presidentes latinoamericanos que fueron testigos del trascendental acto de la firma de la paz entre el presidente de Colombia, general Juan Manuel Santos, y el máximo líder de las Fuerzas Armadas Rebeldes Colombianas (FARC), Rolando Londoño (alias “Timoshenco”), después de 52 años de guerra fratricida. También estuvo presente el ex rey de España Juan Carlos de Borbón.
firmapazMomento en el que los presidentes de Colombia, Juan Manuel Sánchez y de Cuba, Raúl Castro, entrelazan sus manos en La Habana, Cuba, con el jefe de las FARC, Rolando Londoño (alias “Timoshenco”), ante la vista del Canciller de Cuba. El Acuerdo de Paz fue negociado en Cuba.
firma-paz-colombia-s21Portada de hoy del diario Siglo.21 en la que están los principales protagonistas de la firma de la paz ante miles de invitados.

A su regreso al país, el presidente Morales va a tener que enfrentar el penoso problema causado, hace tres años, por su hijo mayor, José Manuel Morales Marroquín, por haber conseguido a través de su tío, Sammy Morales, hermano mayor del actual presidente unas facturas para su suegra, lo cual entonces no era catalogado como delictivo, aunque si era una mala práctica, pero todavía no se perseguía por el MP ni existía la CICIG.

vivir-3-1José Manuel Morales Marroquín, hijo mayor fuera de matrimonio del presidente Jimmy Morales Cabrera, envuelto en un problema legal con su tío, Sammy Morales, hermano mayor del mandatario. (Foto tomada durante su reciente visita a China continental y publicada el domingo pasado en la sección “El Peladero” de elPeriódico).

captura-de-pantalla-2016-09-21-a-las-15-20-07

Portada de la revista ContraPoder en la que aparece equivocadamente la foto de un hijo del presidente Jimmy Morales que no es el implicado en el caso, hijo del presidente con la cantante Ana María Cerritos. 

20160928_100053En las páginas interiores de la revista ContraPoder volvieron a cometer el mismo error porque la foto que aparece en un recuadro en óvalo no es José Manuel Morales Marroquín sino es del hijo menor del presidente con la cantante Ana María Cerritos. 
familia-presidencialEl Presidente Jimmy Morales con su esposa, Hilda Patricia Morales, y sus hijos. El mayor es José Manuel Morales Marroquín, y el menor es hijo del mandatario con la cantante Ana María Cerritos, fuera de matrimonio. 

img-20160923-wa0020Los tres hijos del Presidente Jimmy Morales. Algunas publicaciones han cometido el error de publicar la foto del hijo menor del gobernante como involucrado en el problema legal, en vez del hijo mayor. Lo cual deben corregir de inmediato. De hecho, ya lo ha corregido la revista ContraPoder, según me ha dicho la destacada periodista Claudia Méndez Arriaza.

Para terminar, comparto la opinión de las personas que desaprueban el hecho que no se tenga paciencia con los actuales gobernantes, porque son neófitos en política. Si ellos fueron electos por más de dos millones de votos libremente emitidos, habrá que soportar que cometan errores y exabruptos. Sería mejor que se les critique y se les aconseje todo lo que se debe hacer para salvar a Guatemala de la debacle ya que, en la forma como van las cosas, nuestro país está a la deriva y la economía está estática, no se mueve. Ojalá que Jimmy Morales y Jafeth Cabrera hagan los mayores esfuerzos por aprender el oficio político y, aunque no se les pueda exigir que sean estadistas, que dejen de estar cometiendo errores y endulcen un poco su carácter. Porque deben comprender que no son emperadores, sino empleados públicos temporales. Y que si no reconsideran su mal comportamiento y se hacen aconsejar de personas entendidas en política, será Guatemala quien sufra las consecuencias. Y no creo que sea eso lo que se quiere. Ahora bien, si a pesar de darles consejos y ruegos de que enmienden sus errores no lo hacen, las redes sociales y los medios de comunicación van a unir sus poderosas fuerzas a las de las multitudinarias manifestaciones pacíficas (mismas que contribuyeron a obligar al presidente Pérez Molina y a la vicepresidenta Baldetti) a renunciar y que se vayan pacíficamente a su casa sin que se les saque a sombrerazos. Porque de no hacerlo por voluntad propia, el pueblo soberano les obligará a dejar esos altos cargos cargos para los cuales es obvio que no están capacitados. Y para evitar más serios problemas que podrían acarrear graves consecuencias, pedirles que tengan la decencia de reconocer su incapacidad para gobernar y presenten sus renuncias antes de que lleven al país a la quiebra.

Twitter: @jorgepalmieri.com